Portada del sitio > TRIBUNA LIBRE > Definir la PAZ
Grabar en formato PDF Imprimir este artículo Enviar este artículo a un amigo

Definir la PAZ

Harmonie Botella

ESPAÑA



 

¿Definir la PAZ?
 
Sin recurrir a los lugares comunes similares a: la PAZ es el contrario de la guerra, recordaría las ideas de Martín Luther King cuando declaraba que la PAZ es JUSTICIA o las declaraciones de la UNESCO: la cultura de la Paz es el conjunto de valores y tradiciones asentados en el respeto de la vida, de la cultura, de la no-violencia, del diálogo y la negociación . 
 
 
Plagiando a la UNESCO, considero que la educación es la base fundamental de la PAZ de nuestro universo. Nuestro planeta se debe de educar a sus hijos dentro del respeto de las culturas, de las diferencias entre seres humanos, del compromiso con la fraternidad y la solidaridad. La Paz en este caso sería la fusión de los valores que asentirían la resolución de los conflictos a través de la comunicación, del razonamiento y de la consideración. 
 
 
La PAZ es una forma de vida que nos permitiría vivir todos juntos con nuestra diferencia, nuestra religión, nuestra cultura interactuando en cada instante para aprender del otro lo fascinante que es su civilización. Conocer la cultura del otro, esdescubrir una nueva riqueza, es perder el miedo a lo desconocido, acceder a la tolerancia, al respeto de los derechos de los que no tienen el mismo color de piel que nosotros o no piensan de la misma forma.
 
 
 
Y a acabaré mi escueta definición compartiendo con ustedes algunos textos míos:
 
 
 
 
 
 
Quiero olvidar.
 
Quiero olvidar a este hombre que murió
porque no opinaba como los míos.
Quiero callar el suspiro sombrío
de estas amapolas negras
que crecieron sobre los cuerpos vencidos,
estos cuerpos que yacen en el sepulcro del rencor,
y que mueren cada día un poco más
porque la misericordia tiene amnesia.
Quiero olvidar estos seres desencarnados,
estos ojos que veían la muerte,
estos labios que presentían la tortura,
estas manos que se agarraban a las alambradas
de los campos de la ignominia.
Quiero olvidar a esta mujer que tuvo la culpa
da amar al que no ganó la paz,
a este mujer que arrastra su alma atormentada
por un campo segado de amor y de cordura.
Quiero olvidar a esta mujer sin luz
que mora en la agonía de los días que fenecen.
Quiero olvidar a estos huérfanos del exilio
que vagan por el mundo sin saber a que tierra pertenecen
porque un día maté a un hermano
que no opinaba como los míos.
 
 
 
Hermanas del mundo.
 
Sur l’écran de l´infini,
ojos violetas,
ojos violados,
sonrisa abismal,
sonrisa vertical,
sonrisa de cristal,
labios aduladores,
labios agrietados,
labios triunfales,
rostro de marfil,
rostro de pergamino,
manos elegantes,
manos arrugadas,
soupirs de désir,
soupirs de martyr,
deseo de vivir,
deseo de morir,
angustia de la vida,
angoisse de la mort,
femme qui lutte,
mujer que padece,
femme de la terre,
mujer de la ciudad,
femme pauvre,
mujer pudiente,
mujer soberana,
femme esclave,
femme que l´on lapide,
mujer martirizada,
femme exploitée,
madre sin leche,
madre soltera,
madre sin hijos,
madre feliz,
madre, mujer, hija...
no olvides nunca a tus hermanas.
 
 
 
 
 
La caricia de la libertad.
 
Desacertada y exhausta
avanzo por la vida,
tropezando con las piedras
que revisten la vereda.
Sin huir de las lóbregas sendas,
de las embusteras malezas,
de los dudosos ríos glaucos,
me deslizo en un velo grácil
hacia el horizonte áureo
donde germinan las semillas
de la paz y de la amistad.
Sé que en un lugar llamado Tierra,
aún cohabitan hombres y mujeres
redundados por las aguas etéreas
de un porvenir de armonía,
unión y compromiso.
Siguiendo la bohemia ruta
que peregrina hacia
el caudal impulsivo
de los ríos bravos
henchidos de estrellas diáfanas
de efervescencia refulgente,
percibo que las aguas esmeriladas
mecen en su añil regazo
los vocablos del amor,
los besos de la amistad
la caricia de la libertad.
El viento modula sobre
la redondez translúcida
las puras ondas libertas
de una humanidad que aguarda la paz.
 
 
 
 
 
¿Paz?
 
 
Dicen que estamos en una época de Paz...
Será la paz troncada, la paz sangrienta,
de las silentes víctimas inocentes,
de los niños amputados por las minas personales,
de las madres en carne viva meciendo a sus hijos cadáveres,
de los padres que luchan contra ejércitos de otros progenitores,
de los políticos equivocados que invocan la concordia
para que miles de hombres inocentes e honrados
viertan su sangre tiznada por los ideales crematísticos
de los que se llenan los bolsillos a costa de la vida,
de la muerte de mujeres, hombres y niños.
Ignoro lo que es la paz universal, la armonía global,
la justicia ecuánime de los hombres que nos dirigen
y tienen que salvaguardar el único bien del mundo : la Paz...
Sólo se platica de mísiles inteligentes,
de maquinarias destructivas, de armas químicas,
de bombardeos, de terrorismo, de niños mutilados,
de armas soviéticas, de estrategias americanas,
de soldados europeos, del peligro amarillo,
de la represión, de la muerte, de los padres
que lloran sobre los despojos de un hijo
que creyó ver el vuelo quebrado de la paloma.
 
 
 
 
 
 
 
A Través del cristal roto
 
A través del cristal roto
te veía, hombre de pueblo,
ajetrearte con faenas penosas
para alimentar a tu estirpe.
De sol a sol como tus hermanos
de estas tierras ya lejanas,
aprendiste a esparcir la simiente
en el abolengo de huéspedes solidarios
que conocían tu hondo desarraigo,
recóndito penar de las banderas
a media asta, ultrajadas y moribundas
que no ondearían en el añil de tu cielo.
De sol a sol, rascabas la tierra prestada
creyendo encontrar en ella
el germen de una nueva liberación
el nacimiento de una nueva era
el brote de la lozana esencia.
Ahondaste hasta arrancarte las uñas
hasta amamantar la tierra con tu sangre
de hombre iluso , fiel y perseverante.
Las zanjas ávidas y ciegas calaron
tu paz, tu sangre y tu vida
sin devolverte tus señas de identidad,
tus sueños de libertad.
A través del cristal roto,
veía que te hundías en los cauces
del silencio y del olvido.
 
 
 
Paz
 
Ungida por los difuntos pétalos
de un deslucido lirio perturbado,
la Paz se balancea en las calderas
de un karma beligerante
que sólo quiere pincelar el tiempo
con los matices de la agonía.
 
 
.
 
Harmonie Botella.
 

Este artículo tiene © del autor.

520

Comentar este artículo

   © 2003- 2015 MUNDO CULTURAL HISPANO

 


Mundo Cultural Hispano es un medio plural, democrático y abierto. No comparte, forzosamente, las opiniones vertidas en los artículos publicados y/o reproducidos en este portal y no se hace responsable de las mismas ni de sus consecuencias.

Visitantes conectados: 23

Por motivos técnicos, reiniciamos el contador en 2011: 3243214 visitas desde el 16/01/2011, lo que representa una media de 704 / día | El día que registró el mayor número de visitas fue el 25/10/2011 con 5342 visitas.


SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0